Ice Bar Madrid, un viaje a la Antártida en pleno centro

Muy cerquita del metro de Tirso de Molina, en Madrid, descubrimos un bar gélido que hará las delicias de los sibaritas más aventureros de Sibaritalia. Se trata, nada más y nada menos, que del Ice Bar Madrid, en calle Conde Romanones 3, a tan solo 300 metros de la Puerta del Sol y la Plaza Mayor.

El recinto, de 400 m2, dispone de una galería fotográfica en la que poder deleitarnos con paisajes helados de la Antártida, los fiordos y similar; exposición de diversas aguas del mundo de las que también podremos adquirir muestras si así lo deseamos, 70 metros cuadrados de auténtico ICE BAR y máquina de café, chocolate y té para entrar en calor una vez visitado el gélido bar.

Ice Bar Madrid

El interior del Ice Bar en sí destaca, además de por el frío, por una decoración minimalista completamente en hielo donde degustaremos todo tipo de bebidas espirituosas y cócteles de bienvenida. Eso, sin desmerecer la simpatía del personal que nos van explicando los pasos a seguir antes de entrar en el bar (ayudándonos incluso a enfundarnos el súper abrigo para aguantar los ocho grados centígrados bajo cero) y la cordialidad con la que atienden todas las necesidades que podamos tener.

Es tal el frío que sentimos al poco de entrar que, por norma general, en unos tres cuartos de hora la mayoría de los visitantes dan por finalizada la visita. Pero si os sentís con ganas, podéis intentar batir el récord de estar dentro del Ice Bar y superar la hora y tres minutos que consiguió una pareja de norteamericanos.

Deja un comentario