La belleza eterna de las joyas Bina Goenka

Seña de identidad, símbolo de estatus y elegancia, alimentador de pasiones… Muchos son los polos imantados que generan atracción hacia el universo de las joyas. Por algo se han perfilado como una emergente alternativa de inversión para los tradicionales coleccionistas de arte, vino u otros placeres – fetiche.

La hindú Bina Goenka es el cerebro de la firma de Alta Joyería que lleva su nombre. Consciente de esta creciente tendencia su idea parte de la base de la personalización y adaptación absoluta al cliente. Sus listas de espera cuentan con nombres y apellidos de actrices, familias reales, diplomáticos o herederas de grandes fortunas que llegan a esperar meses para poder lucir sus diseños.

Bina Goenka

Cada pieza está pensada para encajar con la personalidad de quien la poseerá. De ahí el enorme cuidado por los detalles. Las joyas de Bina Goenka son una especie de extensión de la personalidad y estilo de sus propietarias. Diseños limpios, con un equilibrio entre la ostentación y la elegancia, lo llamativo y lo discreto cuasi indescriptible que merece ser contemplado en vivo.

Esmeraldas, rubíes, amatistas, perlas, oro macizo, plata de ley, turmalina rosa… Una creatividad de valor incalculable a día de hoy que promete seguir revalorizándose.

Deja un comentario