El águila imperial ibérica. El resurgir de una especie amenazada

Tal y como ocurrió con el lobo o el lince, el depredador ibérico águila imperial (Aquila adalberti), ha sido duramente perseguida a lo ancho y largo de la geografía española. Entre 1954 y 1962 las juntas de extinción de alimañas llegaron a recompensar económicamente la eliminación de más de 5.700 águilas, de las cuales un gran número podría ser de esta especie. Tal fue el afán con que se les dio muerte que a mediados del siglo XX apenas sobrevivían 50 parejas.

Entre otras iniciativas, la labor divulgativa de la expedición británica a Doñana capitaneada por el conservacionista Guy Mountfort -creador de la organización WWF– y los incontables esfuerzos del naturalista Félix Rodríguez de la Fuente lograron que esta rapaz quedará potegida por las autoridades.Águila imperial ibéricaA día de hoy, el águila imperial ibérica aún sigue en peligro, pero se ha aumentado a 350 el número de parejas en la Península Ibérica. En la recuperación de esta especie ha sido fundamental la tarea realizada por los propietarios de las fincas privadas donde se hallan en su mayoría sus zonas de nidificación.

Ahora, la Fundación BBVA y la Fundación de Amigos del Águila Imperial han editado el libro El águila imperial ibérica. El resurgir de una especie amenazada que, a través de las palabras del biólogo Luis Mariano González y las fotografías de Andoni Canela, narra el éxito de esta estrategia de conservación.

Deja un comentario