Chicara Art One, el arte convertido en moto

Las imágene que véis corresponden a la Chicara Art One, la primera motocicleta de la nipona Chicara Nagata. Le llevó casi tres años de trabajo y unas 7.500 horas domeñar esos hierros. El motor es el de una Harley-Davidson U-Motor de 1939, pero todo, absolutamente todo (suspensiones, refrigeración, pedales, chasis, frenos, etcétera, etcétera), corresponden a Chicara.

De hecho, sus artilugios de dos ruedas se consideran más obrea de arte que una pura moto (una soberana tontería, por cierto, ya que vuelan sobre el asfalto).

Desde su más tierna adolescencia, Chicara Nagata soñana con construir armatostes de dos ruedas con motor, pero un accidente de moto a los 16 (estuvo a punto de morir) le alejó de su objetivo. Se recuperó y decidió dar forma a lo que casi le mata: Chicara Art One, Art Three y Art Four.

Como él mismo dice, el proceso de fabricación de cada moto es minucioso y especial: “para decidir el estilo de una moto, comienzo con el motor, luego uso los detalles de éste para encontrar un estilo que vaya acorde”. Este japonés tiene la habilidad de retocar un motor antiguo, aunar más de 500 componentes de acero, aluminio, cromo, bronce y cobre de elaboración propia y artesanal para obtener como resultado unas motos con estilo “retro futurista”.

Trackbacks para este artículo

  1. The London Party | Sibaritalia

Deja un comentario