Espacio Acústico Art Impressions Mahou

Con su peculiar estilo, muy del gusto de Tom Waits o Arcade Fire, pasó el atronador sonido del saxofonista estadounidense Colin Stetson por el Museo Reina Sofía. Sus piezas musicales, dignas de la pinacoteca madrileña si las expoláramos a las artes plásticas, amanan sonidos graves y evocan una resonancia transgresora. Nadie mejor que él para culminar el ciclo de conciertos enmarcados en el Espacio Acústico Art Impressions Mahou.

Una iniciativa que arrancaba en el mes de mayo y que llegó a su fin en noviembre tras seis meses de estrecha colaboración ente el museo de arte contemporáneo y Mahou Cinco Estrellas. El bar-café de la espectacular ampliación de Jean Nouvel fue el enclave elegido para maridar diseño y arquitectura de vanguardia con música y cerveza contemporáneas.

Un plan idóneo de afterwotk que ha permitido disfrutar en Madrid de nuevos sonidos, experimentación y eclecticismo, con una completa programación, cargada de propuestas nacionales e internacionales para dar cabida a las figuras más representativas del universo musical que nos rodea. Todo un lujo en ebullición para los que buscan opciones de ocio diferentes que ha sabido combinar relax con la amplia oferta cultural del museo.

El proyecto se ha enmarcado dentro de la línea de actuación desarrollada por la casa cervecera española con el mundo del arte y las tendencias que, bajo la denominación Mahou Impressions, está sentando las bases para ir un paso más allá y convertir cada momento en una experiencia inolvidable. Para ello han contado con un aliado tan sofisticado como la botella más exclusiva de Mahou Cinco Estrellas, en un formato más lujoso y que proyecta la imagen atractiva e innovadora que se espera encontrar en centros de vanguardia como el Reina Sofía.

Deja un comentario