El complemento más denostado de la historia

Sin duda, el complemento por excelencia menos apreciado por la alta costura, son los calcetines blancos, especialmente si se acompañan de mocasines y pantalones ligeramente más cortos. E sentir general y la opinión de los expertos los han condenado con tal saña que lleveralos era -y sigue siendo- una total provocación.

Aún así, partidarios acérrimos de ellos no han faltado: Steve Urkel –Cosas de casa-, Jerry Lewis, Don Johnson y Michael Jackson, cuyo famoso paso de baile moonwalk no habría sido lo mismo sin sus calcetines albinos.

Pero ni siquiera el rey del pop evitó que las discotecas de moda prohibiera la entrada con esta prenda tan cutre. Otro dato curioso al respecto es que en China, donde combinarla con zapatos negros es una tendencia popular realmente extendida, se recomendó a la población renunciar a ella durante la Olimpiada de Pekín 2008 para no ofender el buen gusto de los extranjeros.

Claro que como todo criterio estético, a día de hoy, los calcetines blancos siguen manteniendo defenores. Uno de ellos, el diseñador español David Delfín confiesa que “los llevo todo el tiempo. Siempre se meten conmigo por eso. Pero me encantan y me siento muy identificado con ellos”.

Como dice el refrán, para gustos los colores.

Trackbacks para este artículo

  1. St. Regis Shenzen, un lujazo de hotel | Sibaritalia

Deja un comentario