Château Cheval Blanc 1947, una copa de éxtasis

Una de sus botellas ha llegado a ser considerada como la más cara del mundo. Hace apenas un año se disfrutó de todo un espectáculo durante una subasta en la filial suiza de Christie’s. Una botella jeroboam de Château Cheval Blanc del 47, encontrada en el sótano de un coleccionista de Ginebra, alcanzó la impresionante suma de 224.500€.

Los expertos no encuentran extraño el dato, puesto que este vino está considerado como el mejor Burdeos de todos los tiempos. Su particularidad la brinda el hecho de que el verano de esa añada resultó extremadamente caluroso en la región francesa, por lo que la producción acabó siendo muy parca.

 

Las inusitadas proporciones de Cabernet Franc y Merlot le han otorgado una fragancia y un paladar sublimes que, sumado a la valentía con que se enfrenta al paso de los años, le han hecho destacar sin ambigüedades. Por si fueran pocas cualidades, el vino cuenta con la más alta catalogación dentro de la Clasificación del vino de Saint Emilion, compartiendo Premier Grand Cru Classé (A) tan sólo con Château Ausone.

En la actualidad los más sibaritas pueden disfrutar de este exquisito vino rojo de Château Cheval Blanc e incluso adquirirlo a través de internet, en lugares como Evinité o Lavinia. Su precio ronda los 4.900€, por la botella de 75cl.

Deja un comentario